La historia de La Dulce Carola - Parte I

Ufa, estoy enferma desde el miércoles, pero justo esta semana había decidido contar esta historia, asi que la cuento y me levanto un poco de la cama que ya es una extensión de mi espalda.
Esta hermosa historia no es mia, después voy a decir de quien es, pero no es ningún misterio, porque es bastante conocida (para los que estén en el palo, por lo menos). Voy a tratar de dividirla en cuatro partes para que no se haga muy pesado leerla.
Se va la primera!

"Ustedes creen en los amores a primera vista? Es que acaso existen otros?
Yo conozco la historia de un tipo que se enamoró desde una ventana. Es la historia de un amigo, vive en Méjico, en el DF, trabaja en la octava planta de un edificio, en unas oficinas en el centro de la ciudad. Y un día, estaba con la mirada perdida en el smog del DF, cuando bajó la mirada del cielo a la calle, o mas bien del smog al cielo, porque allí estaba ella, la dulce Carola, de belleza soberbia, radiante, cruzaba la calle, y a su paso se detenía toda la ciudad, en frente había un edificio en obras y todos detenían su ritmo frenético para observar a aquella mujer. Un obrero estuvo tentado de lanzarle un piropo, pero el de al lado le dio un codazo para callarlo, tal era el silencio litúrgico que imponía aquella mujer, y mi amigo se quedó embobado mirando a aquella mujer cruzando la calle que iba en lo suyo, pensando quizás en lo duro que sería su primer día de trabajo en el restaurante de la esquina. Se quedó embobado mirando como la puerta del restaurante devoraba a aquella mujer, y supo mi amigo que nada sería igual. A la mañana siguiente, después de haber estado toda la noche pensando en esa mujer, mi amigo salió a la ventana, se asomó y allí la encontró, y aquella cita era diaria, aquella cita se convirtió en una obsesión, día tras día mi amigo se asomaba a la ventana y la veía pasar, y se preguntaba como sería ella, como sería su vida, como despertaría, como dormiría, y pasaban los días, y pasaban los meses y mi amigo a veces creía percibir el perfume de ella desde lo alto del edificio, o creía escucharla tararear una canción, y la melodía le perseguía durante todo el día. Y pasaron meses, y pasaron años, y mi amigo asomado a la ventana, preocupándose cuando la veía caminar bajo la lluvia sin paraguas, preocupado cuando la creía ver mas delgada. Pasó mucho tiempo, y muchas veces estuvo tentado mi amigo de bajar los ocho pisos para decirla a aquella mujer…que diablos, que la amaba. Pero no lo hizo. Pasó mucho tiempo y años asomado a la ventana , y planeando el momento preciso para acercarse a ella, por fin tomó una decisión, sería ese día, ese día terrible, mi amigo se sorprendió un poco cuando no la vió pasar por debajo de su ventana, pero aun asi a la hora de comer se fue a buscarla al restaurante, buscó a Carola entre las mesas pero no la encontró, asi que preguntó al encargado, y el encargado le dijo que Carola se había marchado, no del restaurante del DF, se había ido a Acapulco con su familia, y no iba a volver mas, y mi amigo supo del sabor amargo de la derrota, supo que aquella mujer no volvería a cruzar por debajo de su ventana, y subió los ocho pisos arrastrando los pies, y no se sorprendió cuando en la octava planta encontró a todo el mundo alborotado, de un lado para el otro, frenéticos, alguien con el rostro desencajado le dijo que la empresa había quebrado, que estaban el la banca rota, asi que todos a la calle. En un día, había perdido todo, la mujer que amaba, el trabajo, y se volvió para casa, no muy sorprendido, todo encajaba, el mundo se desmoronaba y lo hacía todo de una vez..."

(continuará)

10 comentarios:

elcuervodePoe dijo...

Ah... claaaro.
Ahora quiero saber como sigue.
No voy a hacer trampas y voy a esperar a leerla con tu propia letra; es lo más parecido a oírlo de tu propia voz que se puede conseguir por internet.

El Profe dijo...

:D ¡Que dulzura! ... ¿Cuando el proximo capitulo? Ya me enganche con la novela de la tarde :)
Que lindo me gusto, estas escribiendo cada vez mejor Rubitaa :)
¡Besotes Gracee, que te mejores!

Zippo dijo...

Oia, Rub. Me atrapaste con estos relatos inconclusos. Mala sos, porque voy a contar los minutos para saber cómo sigue. Muy bueno, che.

Mafa-Elegancia Cero dijo...

Pobre tipo, justo cuando se decide. Aunque en el próximo capítulo la encuentra en Acapulco.

elcuervodePoe dijo...

Yo creo mata a todos los compañeros y a todos los del restaurant. Luego viaja a Katmandu y se hace budista. Después mata a todos los budistas y termina preso.
En la cárcel lo violan y le gusta. Se pone de novio con otro preso y sellan sus almas en Unión Civil.

Un final feliz, bien hollywoodense.

jugodemaracuya dijo...

Ta buena!
Cómo sigue?
Saludos.

Tiburina dijo...

La curiosidad, la curiosidad, que cosa che.

Quiero saber...

LALE dijo...

Tampoco voy a hacer trampa y voy a inventar una continuación.

Yo digo que el quiebre de la empresa, en lugar de traer desdicha es buen augurio: les pagan una indemnización importante y Paco (ah sí, se llama Paco) puede viajar con eso a Acapulco.

Después no sé, es tempranito y hace frío y también ando un poco enferma y con la cama pegada a la espalda... saludos y buen comienzo de semana!

La Rubia dijo...

Ya va, ya va. Hoy a la noche posteo la segunda parte.

dulce Carola dijo...

Acapulco, sdraiati insieme sotto il sole
Mentre in Italia sta arrivando Natale,
sole tanto sole
Acapulco e poi la notte tropicale
Ti prende il quore a innamorarsi fatale
Basta questo mare
E un oceano di felicita
Mentre un altro aero se ne va
Prendi un fazzoletto e salutiamoci
Stanno ritornando alla realita
Mentre noi che stiamo ancora qua
Non pensiamo quando fineraaaaaaaah